26 de diciembre de 2014

Contabilidad Trimestral Regional de Andalucía. 3º trimestre


Los datos de la Contabilidad Trimestral regional han sido positivos, registrando un crecimiento del 1,5% interanual, y del 0,5% trimestral. Por el lado de la demanda se consolida la tendencia registrada en las distintas partidas del PIB. Así el consumo final de los hogares aumenta el 2,1%, la Formación Bruta de Capital un 0,6% y los gastos de las AAPP e ISFLSH un moderado 1,1%. En el terreno exterior, las exportaciones aumentan el 3,2% mientras que las importaciones también lo hacen en la misma intensidad. Este último dato quizás sea el más interesante, en cuanto que por un lado recoge el buen tono de la demanda interna, pero también pone de manifiesto el desequilibrio externo tan característico de la reciente historia económica de la región.




Como se puede comprobar en el cuadro anterior, el comportamiento de las distintas partidas de la demanda es esperanzadora, algo que confirma también otras variables como el empleo o la actividad en los distintos sectores económicos regionales. El consumo interno despierta después de un largo periodo de dificultades provocadas por el desempleo y la falta de confianza de los consumidores andaluces, y las exportaciones siguen creciendo a un ritmo que sirve de gran ayuda para tirar de la actividad y reducir la tasa de paro regional. 



Por el lado de la oferta, el Valor Añadido Bruto (VAB) de la industria crece el 1,8% interanual, los servicios un 1,7% y los Impuestos Netos sobre la Producción un 2,3%. El sector primario disminuye un -1,5%, mientras que la construcción continúa su descenso, en esta ocasión del -0,8% respecto al mismo trimestre del año anterior. Como podemos ver en el cuadro anterior, el sector servicios y la industria representan casi el 75% del PIB, y ambas partidas están en positivo. Si añadimos que son más estables que el resto de sectores, se puede hacer una valoración positiva de la coyuntura actual.



En materia de rentas, la remuneración total de asalariados ha crecido el trimestre anterior un 1,0%, mientras que los Excedentes Brutos de Explotación y Rentas Mixtas lo han hecho un 0,5% respecto al mismo trimestre de año pasado. Por sectores, las remuneraciones en el sector servicios crece un 1,2%, mientras que en la industria lo hace un 2,1%. Este aumento recoge la creación de empleo regional que se está produciendo, y que se espera continúe en los próximos trimestres. Del gráfico anterior destacar que las rentas no salariales permanecen estables mientras que las salariales comienzan a repuntar levemente después de grave deterioro iniciado en 2011.
En conclusión, los datos recogidos en la Contabilidad Trimestral Regional de Andalucía para el trimestre anterior están en línea con lo esperado. Crecimientos por debajo del potencial, con un buen comportamiento del consumo privado después de la mala coyuntura económica sufrida, y el mantenimiento del buen tono en las exportaciones. Los fundamentos anteriores son los que se esperan continúen en el futuro próximo, aunque la preocupación sobre la situación de nuestros socios europeos, y la lentitud con la que progresa una salida de una recesión económica con profundas raíces financieras, seguirán marcando el tono general del empleo y la actividad en la comunidad andaluza.